Reiniciar
Congresos/Seminarios

Fundamento

Destinatarios: exclusivo para los docentes que se encuentran cursando las propuestas 2024 de la Fundación de Ciencias y Deportes “H.Fernandez”

 

La innovación es fundamental en cualquier ámbito, incluyendo el deporte. En el mundo del deporte, la innovación se refiere a la introducción de nuevas ideas, técnicas, materiales y tecnologías para mejorar el rendimiento de los atletas y los equipos. La innovación puede ser tanto disruptiva, es decir, que cambia completamente la forma en que se hace algo, como incremental, que introduce mejoras graduales en lo que ya se está haciendo.

 

En cuanto a la aplicación de la anatomía en el deporte, es fundamental entender cómo funcionan los músculos, las articulaciones, los huesos y otros componentes del cuerpo humano para poder diseñar entrenamientos y programas de ejercicio efectivos y seguros. La anatomía es la ciencia que estudia la estructura y las relaciones entre las diferentes partes del cuerpo humano.

 

En el deporte se fundamenta en la necesidad de mejorar el rendimiento de los atletas y equipos, así como en la búsqueda constante de nuevas formas de entrenamiento y estrategias para ganar competencias.

 

La anatomía juega un papel crucial en el deporte, ya que la comprensión detallada de la estructura y función del cuerpo humano permite a los entrenadores y atletas desarrollar programas de entrenamiento más efectivos y seguros. Por ejemplo, el conocimiento de la anatomía muscular permite a los entrenadores diseñar ejercicios que fortalezcan músculos específicos y prevengan lesiones.

 

Además, la aplicación de la anatomía en el deporte también se extiende a la biomecánica, que es el estudio del movimiento humano y su relación con las fuerzas físicas que actúan sobre el cuerpo. La biomecánica ayuda a los atletas a mejorar su técnica y a maximizar la eficiencia en el movimiento, lo que puede mejorar su rendimiento y reducir el riesgo de lesiones.

Curso

Fundamento

La alfabetización científica y tecnológica es crucial en la educación actual, pero se enfrenta aún a problemas como una enseñanza centrada en la transmisión de información, descontextualizada de la realidad de los estudiantes y con poco énfasis en el trabajo experimental. Esta falta de conexión con la vida cotidiana y la ausencia de enfoques prácticos disminuyen el interés y la comprensión de la ciencia. Las estrategias de enseñanza tradicionales prevalecen, lo que no estimula el interés ni promueve una visión de ciencia actualizada.

La propuesta busca ofrecer a los docentes la oportunidad de realizar actividades prácticas simples relacionadas con la enseñanza de las Ciencias Naturales en la escuela primaria y secundaria. Se enfoca en abordar los fenómenos naturales de manera integrada, reinterpretando la ciencia en contextos cotidianos y fomentando la realización de actividades prácticas exploratorias y experimentales, incluso en entornos sin laboratorios equipados convencionalmente.

Destinatarios: Docentes del Nivel Primario y Secundario del Área de Cs. Naturales.

Carga Horaria: 60 horas reloj.

Actualización 200 hs

Fundamento

La propuesta de Actualización Académica tiene como propósito mejorar la calidad educativa a través del desarrollo de habilidades en los docentes para involucrar a los estudiantes en el proceso de enseñanza-aprendizaje. 
En los tiempos que corren, la simple implementación de estrategias centradas en los estudiantes no es suficiente. Por tal motivo, la preparación docente en el área de evaluación es clave para la toma de decisiones que impactan en el aprendizaje, la motivación y el esfuerzo de los estudiantes.
El desarrollo profesional en evaluación formativa es fundamental en la transformación educativa y reformas curriculares.

Especial superior 400 hs

Fundamento

Capacitación complementaría a la "Actualización Académicas en Bases y Principios de la Educación Ambiental Integral".

La complejidad de problemáticas ambientales, sociales y económicas, asociadas a la degradación de los recursos naturales y el cambio climático, se encuentra entre los retos más importantes que debe enfrentar la humanidad a nivel global. Es fundamental que desde el sistema educativo se promuevan valores, actitudes y comportamientos que sean coherentes con la construcción de un ambiente equilibrado, con la preservación del patrimonio natural y cultural del planeta, y que propendan al uso sostenible de los recursos y la mejora en la calidad de vida de la población.

La Educación Ambiental Integral (EAI) es un poderoso instrumento para generar cambios de actitudes y hábitos, lo cual se logra a través de la sensibilización y la concientización de la población respecto a su ambiente. Transciende el sistema educativo tradicional, planteándose diversa, inclusiva y sistémica en el marco del pensamiento ambiental latinoamericano, dirigido a todas las edades, sectores y grupos sociales.

Lo que llamamos ambiente, desde una perspectiva integral, está conformado por las áreas naturales, la casa y el barrio donde vivimos, la escuela, el lugar de trabajo y todos aquellos espacios que cotidianamente ocupamos. Su definición también tiene que ver con la forma particular que cada cultura tiene de comprender y de interactuar con los elementos físico-naturales que componen el lugar en el que habitan. Es por eso que, para pensar en acciones de educación ambiental, necesariamente habrá que tener en cuenta los aspectos sociales y culturales de un territorio.

Ahora bien, cada comunidad, posee diferentes características sociales, culturales, históricas y económicas. Por lo tanto, la búsqueda de soluciones integrales para mejorar la calidad ambiental debe ser contextualizada y participativa, incluyendo a todos los actores. Esta construcción colectiva reflejada en proyectos ético-políticos permitirá materializar en la realidad acciones concretas en favor de la mejora del ambiente.

Con la aprobación de la Ley N°25.675, Ley General del Ambiente, la Argentina cuenta con un instrumento orientador de las acciones alineadas con las normas establecidas en la Constitución Nacional, y que se relacionan con el fortalecimiento de la cultura ambiental del país y la promoción del uso racional y sustentable de los recursos naturales. En el marco de esta Ley, la Educación Ambiental (EA) es un mecanismo que busca mejorar el conocimiento, el ejercicio de derechos y deberes, y promover cambios en los valores y conductas sociales que posibiliten la adopción de buenas prácticas ambientales, fomentando la participación de todos los actores sociales en los procesos de toma de decisión.

La Ley 27.621 - Ley para la implementación de la Educación Ambiental Integral en la República Argentina, por su parte, tiene el objetivo de “definir la política de educación ambiental conforme lo dispuesto en el Artículo N° 41 de la Constitución Nacional y las disposiciones específicas de las leyes 25.675 -Ley General del Ambiente- y 26.206 -Ley de Educación Nacional- y los tratados y acuerdos internacionales en la materia suscritos por el país”. A su vez, establece su alcance en los ámbitos de la educación formal y no formal, considerando al ambiente desde una visión integral, teniendo en cuenta la perspectiva de género y la participación social en su aplicación.

A nivel provincial, la Ley de Educación Ambiental XVI - N° 80 de Misiones, establece en su Artículo 1° el derecho de todos los habitantes a la educación ambiental y a la utilización de instrumentos de participación ciudadana que posibiliten el mejoramiento de sus condiciones de vida.

Por su parte, en el ámbito municipal, la Carta Orgánica de la Ciudad de Eldorado (2018), instituye en su Artículo N° 44 que el municipio debe instrumentar acciones participativas tendientes a asegurar la EA y procurar la concientización del rol que tiene todo ciudadano en el cuidado del ambiente. Por otro lado, el Programa de Educación Ambiental de la Ciudad de Eldorado - PEACE (2021) define los lineamientos necesarios para territorializar la Educación Ambiental a través de procesos de gestión de corto, mediano y largo plazo, enmarcados en las políticas provinciales y nacionales. El mismo sienta sus bases en las disposiciones del Código Ambiental de la Ciudad de Eldorado (2019). De esta manera, se establecen los principios conceptuales y metodológicos que orientan las actuaciones en Educación Ambiental Integral, conservando la flexibilidad que exige el carácter dinámico de esta disciplina.

El involucramiento de las instituciones gubernamentales y educativas es fundamental para la gestión del ambiente. En este sentido, la Ley Nacional 27.621 enfatiza la necesidad de formar una conciencia crítica que tienda a desnaturalizar el conflicto ambiental y a desarrollar capacidades, conductas individuales y colectivas, participativas y responsables.  De tal modo, se requiere reforzar la formación docente continua, promoviendo así la institucionalización de la EAI para “impulsar procesos educati­vos integrales orientados a la construcción de una racionalidad ambiental, en la cual distintos conocimien­tos, saberes, valores y prácticas confluyan y aporten a la formación ciudadana y al ejercicio del derecho a un ambiente sano, digno y diverso”.

La Facultad de Ciencias Forestales de la Universidad Nacional de Misiones, una institución comprometida con el ambiente y la sustentabilidad asume como misión la tarea de establecer alianzas estratégicas que contribuyan al pleno desarrollo de los objetivos institucionales orientados por valores de responsabilidad social, pluralidad de ideas y respeto hacia las personas y su entorno. Por su parte, la Secretaría de Ambiente de Eldorado, como autoridad de aplicación de la normativa ambiental a nivel local, tiene el propósito de contribuir a la conservación y uso de la biodiversidad en el Municipio, a la formación integral en materia de educación ambiental, mejorando la calidad del ambiente en la ciudad, y promoviendo el desarrollo sostenible de forma participativa, desde la justicia y la solidaridad.

Tanto desde el gobierno municipal como desde la universidad, se propone fortalecer las capacidades promoviendo la educación ambiental en la formación docente continua. Para ello, se crea el presente Programa de Postítulo Docente, en base a los principios ecológicos y en el marco de los distintos instrumentos y normativas mencionados anteriormente, el cual está orientado principalmente a la institucionalización de la EAI en los establecimientos educativos, facilitando el compromiso, la participación y el ejercicio de la ciudadanía ambiental.

Este espacio pedagógico pretende formar a profesionales capacitados que luego sean multiplicadores y empoderen a los demás miembros de la comunidad educativa y de la comunidad en general para que conozcan y resignifiquen su entorno, y a partir de allí lo valoren y propongan acciones o alternativas adecuadas a su propio contexto para generar, entre todos, un ambiente más saludable. Además, busca propiciar la reflexión acerca de la transversalidad del género, y el papel crucial de las mujeres en la gestión de los recursos naturales y la protección del medio ambiente, así como la necesidad de garantizar su plena participación en la toma de decisiones.

El programa propone dictar talleres participativos y reflexivos, donde se desarrollen habilidades de análisis y búsqueda de soluciones para la gestión y la enseñanza de la EAI a partir de distintas estrategias didácticas.

De esta manera, se busca proveer a los docentes una propuesta que les permita estudiar, comprender, analizar y reflexionar sobre los modelos de desarrollo y los efectos de la acción humana en su entorno, así como también, incluir en sus planificaciones a la educación ambiental como contenido transversal. Estas herramientas les servirán para formular propuestas de intervención tanto en el espacio áulico como en la comunidad donde está inserta la institución.

El dictado del postítulo se realizará de manera presencial, y complementando con el uso del Aula Virtual de la Facultad de Ciencias Forestales. Se prevén encuentros quincenales y la realización de actividades prácticas domiciliarias. Los contenidos se dictarán mediante exposiciones dialogadas con soporte audiovisual, trabajos en grupo, seminarios, y se establecerán espacios de debate mediante foros abiertos en el aula virtual y en las clases.

La evaluación de los contenidos consta de dos modalidades, en proceso y sumativa. Para la evaluación en proceso se tendrá en cuenta la asistencia y participación en los encuentros, la participación en los foros abiertos y el cumplimiento con las actividades propuestas. La evaluación sumativa consistirá en la presentación de un trabajo final integrador para cada uno de los trayectos.

Diplomatura Superior 600 hs

Fundamento

Capacitación complementaría a la "Especialización Superior en Problemáticas Ambientales del Siglo XXI".

La complejidad de problemáticas ambientales, sociales y económicas, asociadas a la degradación de los recursos naturales y el cambio climático, se encuentra entre los retos más importantes que debe enfrentar la humanidad a nivel global. Es fundamental que desde el sistema educativo se promuevan valores, actitudes y comportamientos que sean coherentes con la construcción de un ambiente equilibrado, con la preservación del patrimonio natural y cultural del planeta, y que propendan al uso sostenible de los recursos y la mejora en la calidad de vida de la población.
La Educación Ambiental Integral (EAI) es un poderoso instrumento para generar cambios de actitudes y hábitos, lo cual se logra a través de la sensibilización y la concientización de la población respecto a su ambiente. Transciende el sistema educativo tradicional, planteándose diversa, inclusiva y sistémica en el marco del pensamiento ambiental latinoamericano, dirigido a todas las edades, sectores y grupos sociales.
Lo que llamamos ambiente, desde una perspectiva integral, está conformado por las áreas naturales, la casa y el barrio donde vivimos, la escuela, el lugar de trabajo y todos aquellos espacios que cotidianamente ocupamos. Su definición también tiene que ver con la forma particular que cada cultura tiene de comprender y de interactuar con los elementos físico-naturales que componen el lugar en el que habitan. Es por eso que, para pensar en acciones de educación ambiental, necesariamente habrá que tener en cuenta los aspectos sociales y culturales de un territorio.
Ahora bien, cada comunidad, posee diferentes características sociales, culturales, históricas y económicas. Por lo tanto, la búsqueda de soluciones integrales para mejorar la calidad ambiental debe ser contextualizada y participativa, incluyendo a todos los actores. Esta construcción colectiva reflejada en proyectos ético-políticos permitirá materializar en la realidad acciones concretas en favor de la mejora del ambiente.
Con la aprobación de la Ley N°25.675, Ley General del Ambiente, la Argentina cuenta con un instrumento orientador de las acciones alineadas con las normas establecidas en la Constitución Nacional, y que se relacionan con el fortalecimiento de la cultura ambiental del país y la promoción del uso racional y sustentable de los recursos naturales. En el marco de esta Ley, la Educación Ambiental (EA) es un mecanismo que busca mejorar el conocimiento, el ejercicio de derechos y deberes, y promover cambios en los valores y conductas sociales que posibiliten la adopción de buenas prácticas ambientales, fomentando la participación de todos los actores sociales en los procesos de toma de decisión.
La Ley 27.621 - Ley para la implementación de la Educación Ambiental Integral en la República Argentina, por su parte, tiene el objetivo de “definir la política de educación ambiental conforme lo dispuesto en el Artículo N° 41 de la Constitución Nacional y las disposiciones específicas de las leyes 25.675 -Ley General del Ambiente- y 26.206 -Ley de Educación Nacional- y los tratados y acuerdos internacionales en la materia suscritos por el país”. A su vez, establece su alcance en los ámbitos de la educación formal y no formal, considerando al ambiente desde una visión integral, teniendo en cuenta la perspectiva de género y la participación social en su aplicación.
A nivel provincial, la Ley de Educación Ambiental XVI - N° 80 de Misiones, establece en su Artículo 1° el derecho de todos los habitantes a la educación ambiental y a la utilización de instrumentos de participación ciudadana que posibiliten el mejoramiento de sus condiciones de vida.
Por su parte, en el ámbito municipal, la Carta Orgánica de la Ciudad de Eldorado (2018), instituye en su Artículo N° 44 que el municipio debe instrumentar acciones participativas tendientes a asegurar la EA y procurar la concientización del rol que tiene todo ciudadano en el cuidado del ambiente. Por otro lado, el Programa de Educación Ambiental de la Ciudad de Eldorado - PEACE (2021) define los lineamientos necesarios para territorializar la Educación Ambiental a través de procesos de gestión de corto, mediano y largo plazo, enmarcados en las políticas provinciales y nacionales. El mismo sienta sus bases en las disposiciones del Código Ambiental de la Ciudad de Eldorado (2019). De esta manera, se establecen los principios conceptuales y metodológicos que orientan las actuaciones en Educación Ambiental Integral, conservando la flexibilidad que exige el carácter dinámico de esta disciplina.
El involucramiento de las instituciones gubernamentales y educativas es fundamental para la gestión del ambiente. En este sentido, la Ley Nacional 27.621 enfatiza la necesidad de formar una conciencia crítica que tienda a desnaturalizar el conflicto ambiental y a desarrollar capacidades, conductas individuales y colectivas, participativas y responsables.  De tal modo, se requiere reforzar la formación docente continua, promoviendo así la institucionalización de la EAI para “impulsar procesos educati¬vos integrales orientados a la construcción de una racionalidad ambiental, en la cual distintos conocimien¬tos, saberes, valores y prácticas confluyan y aporten a la formación ciudadana y al ejercicio del derecho a un ambiente sano, digno y diverso” (Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable, 2019).
La Facultad de Ciencias Forestales de la Universidad Nacional de Misiones, una institución comprometida con el ambiente y la sustentabilidad asume como misión la tarea de establecer alianzas estratégicas que contribuyan al pleno desarrollo de los objetivos institucionales orientados por valores de responsabilidad social, pluralidad de ideas y respeto hacia las personas y su entorno. Por su parte, la Secretaría de Ambiente de Eldorado, como autoridad de aplicación de la normativa ambiental a nivel local, tiene el propósito de contribuir a la conservación y uso de la biodiversidad en el Municipio, a la formación integral en materia de educación ambiental, mejorando la calidad del ambiente en la ciudad, y promoviendo el desarrollo sostenible de forma participativa, desde la justicia y la solidaridad. 
Tanto desde el gobierno municipal como desde la universidad, se propone fortalecer las capacidades promoviendo la educación ambiental en la formación docente continua. Para ello, se crea el presente Programa de Postítulo Docente, en base a los principios ecológicos y en el marco de los distintos instrumentos y normativas mencionados anteriormente, el cual está orientado principalmente a la institucionalización de la EAI en los establecimientos educativos, facilitando el compromiso, la participación y el ejercicio de la ciudadanía ambiental.
Este espacio pedagógico pretende formar a profesionales capacitados que luego sean multiplicadores y empoderen a los demás miembros de la comunidad educativa y de la comunidad en general para que conozcan y resignifiquen su entorno, y a partir de allí lo valoren y propongan acciones o alternativas adecuadas a su propio contexto para generar, entre todos, un ambiente más saludable. Además, busca propiciar la reflexión acerca de la transversalidad del género, y el papel crucial de las mujeres en la gestión de los recursos naturales y la protección del medio ambiente, así como la necesidad de garantizar su plena participación en la toma de decisiones.
El programa propone dictar talleres participativos y reflexivos, donde se desarrollen habilidades de análisis y búsqueda de soluciones para la gestión y la enseñanza de la EAI a partir de distintas estrategias didácticas.
De esta manera, se busca proveer a los docentes una propuesta que les permita estudiar, comprender, analizar y reflexionar sobre los modelos de desarrollo y los efectos de la acción humana en su entorno, así como también, incluir en sus planificaciones a la educación ambiental como contenido transversal. Estas herramientas les servirán para formular propuestas de intervención tanto en el espacio áulico como en la comunidad donde está inserta la institución. 
El dictado del postítulo se realizará de manera presencial, y complementando con el uso del Aula Virtual de la Facultad de Ciencias Forestales. Se prevén encuentros quincenales y la realización de actividades prácticas domiciliarias. Los contenidos se dictarán mediante exposiciones dialogadas con soporte audiovisual, trabajos en grupo, seminarios, y se establecerán espacios de debate mediante foros abiertos en el aula virtual y en las clases. 
La evaluación de los contenidos consta de dos modalidades, en proceso y sumativa. Para la evaluación en proceso se tendrá en cuenta la asistencia y participación en los encuentros, la participación en los foros abiertos y el cumplimiento con las actividades propuestas. La evaluación sumativa consistirá en la presentación de un trabajo final integrador para cada uno de los trayectos.

 

Actualización 200 hs

Fundamento

Los cambios permanentes que atraviesan las sociedades en su conjunto implican la necesidad de estar en un continuo proceso de actualización del conocimiento, ubicando a la formación docente como un eje estratégico dentro de las políticas públicas. En este escenario, la formación debe desarrollarse en un marco que, lejos de limitarse a la transmisión de información, pueda potenciar el intercambio de opiniones, el aprendizaje por medio de las actividades y la elaboración de propuestas concretas y coherentes para lograr las mejoras necesarias (Nicoletti, 2014). 
La presente Actualización busca promover el Desarrollo Profesional Docente a partir de acciones que involucren a las instituciones formadoras (ISFD), las escuelas y las OSC. A partir de estos espacios de trabajo articulado se promoverá la reflexión sobre las prácticas educativas buscando recuperar el saber situado que producen los docentes en su cotidianeidad del aula. De esta manera se apunta a sistematizarlo, analizarlo y problematizarlo, con el objeto de poner en circulación los saberes pedagógicos generando así instancias de retroalimentación entre prácticas desarrolladas en diversos contextos.
Para ello, se considera valioso fortalecer las funciones del sistema formador, específicamente aquellas que aluden a la Formación Inicial, la Formación Continua y el Apoyo Pedagógico a Escuelas (APE). El despliegue de estas funciones se transforman en oportunidades para potenciar la dimensión colectiva de la enseñanza y la trayectoria escolar de los y las estudiantes, mediante la formación de comunidades de aprendizajes y la creación de espacios de intercambio interinstitucional. 
A través de esta propuesta se busca que las instituciones involucradas generen proyectos interinstitucionales, que avancen en el desarrollo de acciones que permitan, por un lado, abordar las necesidades y demandas institucionales, así como también aporten al afianzamiento de los vínculos con la comunidad mediante acciones conjuntas.
También se busca que los ISFD generen instancias formativas que contribuyan en el acompañamiento de docentes nóveles y coformadores en el ejercicio de su labor mediante el desarrollo de espacios de reflexión, análisis y problematización sobre sus prácticas, donde el eje está puesto en la alfabetización de la lengua y de la matemática. La enseñanza y el aprendizaje de estas asignaturas se constituyen en desafíos que requieren ser atendidos en la jurisdicción frente a los diagnósticos elaborados por las autoridades provinciales y nacionales. 

Todo este proceso, contribuirá  en el fortalecimiento de las instituciones del nivel superior mediante la generación de condiciones que permitan mejorar las propuestas de enseñanza del sistema formador, enriquecer las trayectorias integrales de los futuros docentes y ampliar la participación estudiantil en acciones de diseño/ejecución de proyectos pedagógicos. Sin duda la participación en estos procesos abonan la formación de docentes comprometidos con su realidad desde un perfil humanístico, ético, político y pedagógico que aporta al diseño de sociedades más igualitarias, participativas y democráticas.

Actualización 200 hs

Fundamento

La presente actualización académica pretende reforzar el trabajo desarrollado en los últimos años en los Departamentos de Investigación de los Institutos Superiores de Formación Docente (ISFD) de gestión estatal de la provincia de Misiones. Se propone que los ISFD retomen en sus propuestas de investigación algunos de los enfoques abordados en instancias formativas de años precedentes. Nos referimos a la investigación- acción (Carr y Kemmis, 1988). Desde este enfoque es posible recuperar la documentación pedagógica de relatos, narrativas, biografías que se vinculan estrechamente con la producción de saberes pedagógicos, fundados en procesos de indagación y acción (Suárez, 2012) y el enfoque hermenéutico reflexivo de investigación cualitativa (Scribano 2008; Schettini, P. Cortazzo, I. 2015; Vasilachis 2006) desde donde se busca investigar el significado, el contexto, la interpretación, la comprensión y la reflexividad que los actores le otorgan a sus prácticas (Vasilachis, 2006; Denzin y Lincoln, 2011).
A partir de estos dos enfoques y los proyectos que desarrollen cada ISFD se propiciará la investigación pedagógica y la producción del conocimiento educativo para el mejoramiento de la labor docente en el nivel superior. Esto supone la conformación en los ISFD de un equipo de docentes-autores que escriben y que reflexionen mediante la lectura, la conversación y la interpretación junto con otros.
El eje de los proyectos de investigación estará puesto en recuperar y problematizar las experiencias desarrolladas por las escuelas de los niveles obligatorios y las organizaciones sociales comunitarias sobre la alfabetización de la lengua y de la matemática. La enseñanza y el aprendizaje de estas asignaturas se constituyen en desafíos que requieren ser atendidos en la jurisdicción frente a los diagnósticos elaborados por las autoridades provinciales y nacionales. En este punto los ISFD se tornan en una pieza indispensable para el despliegue de acciones que permitan construir conocimientos para la mejora de la educación.

Diplomatura Superior 600 hs

Fundamento

La educación para la salud de niños, niñas y adolescentes es una parte fundamental del desarrollo integral y hace referencia al conjunto de acciones de promoción de la salud, prevención y mitigación de los riesgos o daños en la salud. Implica trabajar y desarrollar estrategias en una perspectiva de salud concebida como parte del bienestar físico, mental y social que trasciende la ausencia de enfermedad e implica contar con condiciones que favorecen el desarrollo de las capacidades para ejercer plenamente la libertad..

Esta diplomatura propone abordar la promoción de la salud desde la escuela. Las temáticas que incluyen este espacio atraviesan transversalmente los diseños curriculares y la escuela asume el compromiso de promoverla, definiéndola en forma integral. Constantemente la Escuela es convocada desde el área de Salud, pero no siempre tal invitación es participativa: es en la práctica pedagógica donde se desarrolla la capacidad de promover la salud en forma de construcción conjunta con los niños/as, sus familias y en comunidad. Por ello, Es beneficioso para el docente actualizarse en temas como la inclusión educativa, alimentación, la sexualidad y el entorno, primeros auxilios y derechos, entre otros, para poder abordar los temas de manera efectiva en aula.

Curso

Fundamento

Introducción: La función de los preceptores en las escuelas secundarias, está orientada a la acción principal de acompañamiento de las trayectorias escolares reales de adolescentes y jóvenes. Los preceptores ocupan un lugar significativo, ya que son la figura más cercana a ellos y con menor rotación diaria en la escuela. Frente al anonimato que sufren los jóvenes en el secundario, el preceptor es aquel que mira, escucha y acompaña, que va construyendo una mirada integral de sus trayectorias personales y educativas. Por lo tanto ocupa un lugar estratégico, fundamental y dinámico en la organización escolar. Es el adulto que está presente, genera vínculos, guía y orienta la trayectoria de cada uno de los alumnos a su cargo. En este marco necesitamos fortalecer la función educadora del preceptor, que trabaja en la construcción de una escuela secundaria inclusiva, pluralista, abierta y capaz de contener educativamente a las nuevas generaciones. En tanto la escuela no adopte una perspectiva institucional que le permita modificar mecanismos y dispositivos arraigados de exclusión, la estrategia de contención y acompañamiento están en manos de los preceptores. La cercanía afectiva, el trato informal, la relación personal, la atención en la diversidad son algunas de las nuevas condiciones inmanentes a su trabajo. Para realizarlas es preciso poner en juego un plus de habilidades personales, comunicacionales, expresivas, afectivas, imaginativas, creativas y sensibles que no están explícitas formalmente en la descripción de su tarea y por eso además de la vocación de servicio, la persona quien desempeña el cargo de preceptor deberá capacitarse parar poder realizar con profesionalismo su tarea.

Fundamentación: A partir de la sanción de la Ley Nacional N° 26.150 de Educación Sexual Integral, los docentes contamos con una herramienta que nos avala y legitima para abordar la educación sexual. Esta normativa obliga a todas las escuelas de los distintos niveles y modalidades, tanto de gestión estatal como privada, a enseñar ESI constituyéndola en un derecho de todos los alumnos. La Educación Sexual Integral nos convoca a organizar un espacio sistemático de enseñanza y aprendizaje que comprenda contenidos de las distintas áreas curriculares, abordados de manera transversal y / o en espacios específicos. Incluye el desarrollo de saberes y habilidades para el cuidado del propio cuerpo, la valoración de las emociones y de los sentimientos en las relaciones interpersonales, el fomento de valores y actitudes relacionados con el amor, la solidaridad, el respeto por la vida y la integridad de las personas y el ejercicio de los derechos relacionados con la sexualidad. Este curso se propone como un espacio de reflexión y construcción de saberes que “no pedagogice la sexualidad” (Morgade, 2011), sino que reconozca el carácter social y sexuado de los sujetos de las prácticas pedagógicas. Para ello será fundamental que en su implementación se sostenga el enfoque integral, responsable y multidisciplinar de la sexualidad, permitiendo superar los reduccionismos biológicos y los sesgos de género, entre otros aspectos.

Diplomatura Superior 600 hs

Fundamento

Durante los últimos años, debido al acceso generalizado de las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC), la educación en general, y las instituciones educativas en particular conviven con nuevos modos de generación, distribución y apropiación del conocimiento, nuevas formas de intervención docente y a nuevos entornos de enseñanza y aprendizaje soportados en red. Es por ello que es de suma urgencia que los docentes acompañen los avances tecnológicos y puedan incorporarlos a sus clases lo que representa un nuevo desafío educativo. Se aspira a que el docente pueda profundizar y ampliar sus competencias profesionales para que desde su propia realidad (aula y escuela) puedan favorecer en sus estudiantes en la adquisición de conocimientos, habilidades y actitudes, que les permitan tomar decisiones tecnológicas con criticidad, considerando aspectos personales, sociales, medio ambientales y éticos. En la actualidad, los esfuerzos para acortar la brecha digital, fomentar la inclusión digital, y desarrollar las competencias transversales o genéricas están orientados a los estudiantes para desarrollar sus competencias TIC como usuarios finales. No es suficiente que los estudiantes aprendan qué herramientas utilizar, sino que es necesario que sean conscientes de su capacidad de crear contenidos de calidad y para qué les sirven en su vida profesional. Esta Diplomatura constituye en sí misma una experiencia real del participante en el proceso educativo mediado por tecnologías, experiencias que luego de vivenciarlas y capacitarse en su gestión podrá replicar éstas experiencias en los entornos educativos donde desarrollan sus actividades. Ésta propuesta pretende tener contenidos atractivos para y seducir a los docentes a capacitarse de la misma manera que ellos deban actuar en sus aulas para motivar a sus estudiantes en las experiencias educativas, resultando entonces en un instrumento motivador para transformar los entornos educativos incorporando las tecnologías que permitan aumenta la creatividad y el sentido crítico que lleva a la innovación y superación de sus propias prácticas escolares. Cada uno de los temas abordados serán desarrollados mediante aplicaciones informáticas y trabajos prácticos que se introducirán en clase para fijar los conocimientos y los participantes continuarán a distancia para completar la experiencia.